Hoy en día, años después de convertirme en “nómada” oficial. viajera por el mundo y enamorada de mil rincones, después de hablar bien de los países, regiones y culturas que visito, hoy me apetece hablar bien de mi Tierra, la que siempre consideraré “mi paraíso”, vaya donde vaya, visite lo que visite, siempre querré volver aquí… y es que “Asturies, ¡que guapina yes!”

Porque creo que los asturianos amamos nuestra Tierra desde siempre, pero la adoramos por encima de todo cuando nos vamos, cuando descubrimos que el verde al que estamos más que acostumbrados, no es tan verde cuando te vas un poco más hacia abajo en el mapa, cuando nos cuesta encontrar un paisaje similar a la naturaleza salvaje con la que nos criamos creyendo que el resto del mundo sería igual, cuando nos olvidamos (por obligación y no porque queramos) de la sidra, de la comida asturiana y el tamaño de sus raciones cuando salimos a “picar” algo, cuando dejamos de escuchar la gaita que tanto nos evoca luego en la distancia.

Sí, los asturianos desperdigados por el mundo, amamos y añoramos nuestra Tierra por encima de todo, somos muy patrióticos, nos “presta” (algo así como “gusta” pero con el toque asturiano) encontrar paisanos allá donde vayamos o estemos. Cualquier referencia a Asturias fuera de aquí nos emociona hasta las lágrimas y ya no digamos nada de las canciones que se refieren a nuestra Tierra. Tenemos varios “himnos” aparte del oficial que cantamos con entusiasmo dentro y fuera, todos los asturianos nos sabemos la canción de Víctor Manuel y algunos (y me incluyo) la canción de Melendi entre otras tantas que nos despiertan la “morriñitis aguda” lejos de la tierrina.

“…Asturias si yo pudiera
si yo supiera cantarte
Asturias verde de monte
y negra de minerales…” (Víctor Manuel)

“…A mis veinticuatro primaveras, mucho viaje por el mundo
Y si el comparar no es justo, dire que no hay comparacion
Pues no hay mejor sensacion, que respirar bien profundo
Cuando pasas el Negrón…” (Asturias – Melendi)

¿Qué tiene Asturias? Aunque habría que decir ¿qué le falta a Asturias, porque tener, tiene mucho, ¡muchísimo!

  • Si a Asturias se le conoce como “Paraíso Natural” es porque realmente lo es. Montañas, picos, ríos, valles, costa, acantilados, lagos… Asturias lo tiene todo, y todo a lo grande, a lo deslumbrante, paisajes de infarto que no dejan indiferente a nadie. Si pienso en Asturias pienso en verde y azul, verde intenso de sus praderas y azul de una de las costas más esplendorosas y cuidadas de todo el litoral español. Asturias es salvaje, su Naturaleza te sorprende siempre, se entremezcla una cosa con otra en un caos majestuoso que enamora a propios y extraños.
Ruta del Alba. Parque Natural de Redes.

Ruta del Alba. Parque Natural de Redes.

  • Si hablamos de montaña no podemos obviar el Parque Nacional de los Picos de Europa, una de las reservas de la Biosfera de Asturias, en las que montañeros expertos o aficionados se deleitarán con rutas impresionantes para todos los gustos y de todos los grados de dificultad.
Asturias. Picos de Europa

Los “amigos” de ruta que siempre te encuentras en Picos de Europa.

Asturias. Picos de Europa.

¡De ruta!

Asturias. Picos de Europa.

Ruta Poncebos-Bulnes.

  • Y a tan solo unas decenas de kilómetros la impresionante costa asturiana, 354 km de acantilados, playas, calas, pueblos pesqueros encantadores y rutas bellísimas. Es un gran privilegio combinar en el mismo día mar y montaña por su cercanía.

Asturias. Costa.

Asturias costa

Costa Asturias

  • En Asturias se come mucho y bien, productos de calidad y platos enormes que solo los más valientes acaban. Lo normal en Asturias es que comas bien en casi cualquier sitio, pero si te cocina un asturiano/a, ¡tienes todas las papeletas para acabar con una buena “fartura” (empacho)!, si te acabas el plato, un buen asturiano/a siempre te ofrecerá “un huevín” y seguirá ofreciendo y ofreciendo ¡hasta que te salga la comida por las orejas! Fabes, cachopo, pixín, una gran variedad de quesos, pastel de cabracho, chorizos a la sidra, pescados, mariscos y ¡dulces! porque los asturianos somos muy “llambiones” (golosos), como inciso decir que es el lugar donde más confiterías hay por habitante de toda España… ¡En Asturias lo que sobra es cantidad y calidad!

(Y añado un pero, en Asturias, ¡casi todo el mundo engorda cuando viene de vacaciones!, avisados estáis)

Fabada. Asturias

¡En Asturias todo es a lo grande!

Tarta de queso casera. Asturia

La mejor tarta de queso que he probado nunca ¡fue esta! y fue en el pueblecito precioso de Bulnes.

  • Sidra: Más que una bebida (que también), es parte de la cultura asturiana e incluso una forma de vida. La sidra es nuestro orgullo, nuestra bebida, compartir unos culinos es lo que más nos “presta”, es la bebida social por excelencia donde se comparte hasta el vaso, ¡y con eso lo digo todo!

Sidra. Asturias

 Y si unimos sidra + comida tenemos la tradicional “Espicha”, esta tradición tan arraigada pertenece solo a Asturias, se suele hacer en un llagar, todo el mundo está de pie, lo que hace más fácil sociabilizar con todos, y se abre o “espicha” un tonel de sidra, y por supuesto y como no podía ser de otra manera, también hay comida, comida típica asturiana repartida en platos donde todos van “picando”, es totalmente informal. ¿La ocasión para hacer una espicha? pues…  somos asturianos, ¡cualquier disculpa es buena!

Hay un dicho que dice “Con fabes y sidrina nun fai falta gasolina”, ¡pues eso mismo!

  • ¡”Folixa Asgaya”! (la traducción sería algo así como “fiesta sin parar”): Sí, los asturianos tenemos fama de fiesteros, y… !lo somos! En Asturias siempre hay fiesta, jornadas gastronómicas, las famosas “fiestes de prau” (parte fundamental de nuestra cultura fiestera-sidrera) o, ¡ya se buscará la disculpa para irse de fiesta donde y como sea!
  • Para los amantes del arte, también hay opciones, tenemos el Prerrománico asturiano, el más completo y homogéneo conjunto de arquitectura alto medieval, declarando la UNESCO Patrimonio de la Humanidad a algunas de estas construcciones. ¡Merece la pena dedicar un rato a ver alguna de ellas!
  • Y lo más importante, y lo que hace “engancharse” definitivamente a esta Tierra es: ¡los propios asturianos! Y su carácter abierto, risueño, bonachón, atento y servicial siempre dispuestos a ayudar, a entablar conversación o a enseñarte nuestro maravilloso paraíso. Un asturiano te hará sentirte en casa siempre cuando visites “la su Tierra“.

 

En definitiva, Asturias con su belleza natural, con su meteorología caprichosa que la hace más auténtica si cabe, es una Tierra que enamora, que seduce, que fascina a todo aquel que la conoce, y que se echa de menos SIEMPRE.

Asturias

“Asturies patria querida,

Asturies de mis amores

Quien estuviera en Asturies,

en todes les ocasiones…”

¿Y a vosotros? ¿Os gusta Asturias tanto como a mí? ¡Os espero en los comentarios!

¿Te ha gustado este post? si la respuesta es sí, ¡compártelo!

¡GRACIAS por adelantando por ayudarme en mi proyecto de vida!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR

¡Únete a mi Tribu!

¿Eres un Soñador/a? ¿Un Viajero/a? ¿Necesitas inspiración para vivir, viajar, soñar, cumplir?

¡Pues únete a mi Tribu! Te llegarán actualizaciones con novedades, información viajera, post inspiradores, pero nada de Spam ¡prometido! (¡lo odio tanto como tú!)

¡Bienvenido/a a la Tribu! Confírmalo en tu email.